(ALBA Movimientos) Declaración de la Sexta Reunión de la Coordinación Continental.

Comparte

La Habana, Cuba, 4 y 5 de noviembre 2019

A 14 años de la derrota en Mar del Plata del proyecto imperial del ALCA, delegados y delegadas de 23 países de Nuestra América, nos reunimos la sede de la Central de Trabajadores de Cuba en La Habana, los días 4 y 5 de noviembre del 2019, para realizar la Sexta Reunión de la Coordinación Continental de ALBA Movimientos, como continuidad del espíritu unitario y propositivo del Encuentro Antimperialialista, de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo.

Cuba que celebra 60 años de Revolución, tierra sagrada de la dignidad, Patria de Martí, de Fidel y de Vilma Espín; sitio donde reafirmamos la denuncia del bloqueo ilegal, criminal e inhumano de los Estados Unidos, que lleva años perpetrándose y que hoy lo recrudece Donald Trump contra el pueblo cubano.

En nuestra región se vive un momento de aguda disputa. En los países que domina el neoliberalismo, la pobreza, hambre, miseria, endeudamiento y violencia se ha recrudecido. En Haití, Ecuador, Argentina y Chile la irrupción popular, bajo distintas formas, ha convertido el hartazgo en estallido y rebelión.

Nuestro desafío es enfrentar las nuevas caras del golpismo y la agresión imperialista: golpes blandos, persecuciones judiciales a los liderazgos, guerras híbridas, guerra psicológica, manipulación de la Big Data, campañas de falsa bandera y otras similares, que tienen como común denominador un imperialismo norteamericano decadente y desesperado, cada vez más agresivo y peligroso, no sólo contra los pueblos de Nuestra América, sino también de todo el Mundo; incluyendo el desacreditado papel de la OEA, (especialmente contra el pueblo venezolano) encabezada por el más indigno de los latinoamericanos, Luis Almagro.

Después de dos días de Minga, de trabajo colectivo, hemos avanzado en la preparación de nuestra Tercera Asamblea Continental que realizaremos en agosto de 2020 en Bolivia; tierra del Apu Tupak Katari y la Mamataya Bartolina Sisa. Nos encontraremos más de 500 delegados y delegadas de todo el Continente para insistir y persistir en el esfuerzo de construir la unidad de toda la clase popular en su diversidad, defender la soberanía de nuestros territorios y acordar nuestros contenidos programáticos y movilización a partir del Programa Político que ya definimos desde del acumulado de nuestras luchas y la construcción colectiva en los últimos tres años, y que debe ser nuestra base de debates y planes de acción, y documento vivo, en constante actualización según contexto, pero que nos permita una base para fortalecer la unidad en la lucha.

Como articulación continental, asumimos la construcción de un feminismo popular y la despatriarcalización de todas nuestras instancias de participación, para combatir las desigualdades coloniales y capitalistas, que supere las trampas de los feminismos limitados e inconsecuentes, cooptados por el poder imperial y capitalista.

Asumimos con consciencia y responsabilidad que es la hora de los pueblos, que soplan vientos de rebeldía y esperanza. Al fracaso de las agresiones contra Cuba, Venezuela, Nicaragua y Bolivia, se suma ahora la bancarrota del infame “Grupo de Lima”, que recibió un duro golpe en su decadencia con el reciente triunfo electoral de la alternativa soberana y popular en Argentina, la que saludamos y celebramos, y tomamos como ejemplo a seguir en todo el continente.

Rechazamos enérgicamente el accionar de las derechas neoliberales, que pretendían pontificar de democracia frente a Venezuela, Cuba y Bolivia, y hoy su verdadera identidad antipopular, sus garras dictatoriales de los estados de sitio, toques de queda y tanquetas en las calles. Uno de cuyos ejemplos simbólicos son los jóvenes chilenos asesinados por Sebastián Piñera.

Repudiamos la violenta represión contra el pueblo chileno que se moviliza contra las graves situaciones de empobrecimiento que resultan de la imposición del neoliberalismo y aboga por una constitución democrática. El gobierno de Piñera debe cesar inmediatamente la brutal represión contra su pueblo.

Exigimos la liberación de los presos políticos en Ecuador, la libertad inmediata del vicepresidente Jorge Glas, de la Prefecta Paola Pavón y otras personas encarceladas bajo un intensivo operativo de judicialización de la política que opera en ese país. Exigimos el cese de la persecución contra la dirigencia y militancia del Movimiento Revolución Ciudadana y otras organizaciones, como también de periodistas, comunicadores y otras personas afectadas por la criminalización de la política.

Exigimos cesen los hostigamientos y los asesinatos de los líderes y lideresas sociales defensores de la vida en nuestros territorios. El imperialismo y la injerencia de los EEUU en el Continente a través de la militarización y el saqueo de los bienes comunes, ha traído un costo muy doloroso para nuestros pueblos. Rechazamos la represión de la narcodictadura de JOH en contra del Pueblo Hondureño. Exigimos justicia inmediata para nuestra compañera Berta Cáceres.

Nos solidarizamos y respaldamos desde la acción al pueblo haitiano que desde 2018 sostiene dignamente fuertes movilizaciones para exigir el cese del neoliberalismo, la renuncia del presidente Jovenel Moise, y la entrada de un gobierno de transición sin la intervención imperialista y oportunista de Estados Unidos, que abra la oportunidad al campo popular, de izquierda y progresista para una constituyente y para un nuevo país; a la par que exigimos reparación a los daños causados por los procesos de endeudamiento y militarización en Haití y Puerto Rico. Los pueblos no debemos nada. ¡Somos los pueblos los acreedores!

Expresamos nuestra preocupación por el despliegue de los militares en las calles y las comunidades pobres de Jaimaica. Condenamos las políticas del FMI asumidas por el gobierno de Andrew Holness. Denunciamos las actividades mineras que tienen lugar cerca de los límites de zonas ecológicas sensibles como el Cockpit Country, así como por el daño causado a la salud de las comunidades que viven cercanas a otros sitios mineros.

Denunciamos los desplazamientos, asesinatos y desaparición forzada de los cientos de jóvenes negros en Tumaco y Buenaventura, de los guardianes del territorio asesinados en el Cauca, Colombia. Responsabilizamos al gobierno de Ivan Duque por la crisis humanitaria en este país hermano y exigimos la implementación de los Acuerdos de Paz firmados en La Habana, que se retome el diálogo con el ELN, y se garanticen los derechos humanos de líderes y lideresas sociales.

Exigimos el cese del Estado de sitio en el Nororiente de Guatemala, así como los centenares de órdenes de desalojos y de captura contra las y los defensores de los derechos humanos

Denunciamos la criminalización de la disidencia política y la protesta social, simbolizada en los casos del Presidente Lula en Brasil #LulaLibreJá, del Gobernador aymara Walter Aduviri de Puno en Perú, de nuestro compañero Julián Gil del capítulo colombiano de ALBA Movimientos. Todos ilegal y abusivamente encarcelados. Así como la judicialización de los obreros de Frenadeso, de distintas organizaciones sociales y de estudiantes que se movilizan en Panamá.

Defendemos la Revolución Bolivariana, condenamos el bloqueo decretado por el gobierno de los EEUU y apoyamos a Nicolás Maduro Moros como legítimo presidente de la República Bolivariana de Venezuela, y la movilización y resistencia del pueblo venezolano contra la dura agresión yanqui.

Apoyamos la vigorosa democracia del pueblo boliviano y declaramos nuestro apoyo irrestricto al Presidente Evo Morales. Rechazamos las acciones de la oposición encarnada en la figura de Mesa que dirigido por el injerencista Trump intenta desestabilizar la construcción de poder popular para la continuidad y profundidad del Proceso de Cambio.

Nos solidarizamos con el pueblo cubano y su revolución. Reiteramos nuestra condena al brutal bloqueo de los EEUU y la reciente revitalización de la criminal Ley Helms Burton. #ManosFueraDeCuba

Demandamos el respeto a la soberanía del pueblo nicaragüense que defiende la paz ante la injerencia imperialista.

Miramos con mucha preocupación la creciente militarización de nuestros territorios, y la presencia militar norteamericana en las bases existentes y otras en proceso de tomar el control como es el caso de la base aeroespacial de Alcántara en el estado del Maranhão, norte de Brasil. Ratificamos el apoyo a la Proclama de América Latina y el Caribe como Zona de Paz, acordada por Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), en 2014.

Declaramos nuestro compromiso por la unidad de los pueblos del mundo en defensa del derecho de vivir en paz, contra el imperialismo, el patriarcado, el colonialismo y el capitalismo, la tarea es ahora.

Hemos definido una ruta de acción camino a nuestra Tercera Asamblea Continental, constituida como instrumento político para cumplir con el mandato de Unidad para la lucha en Nuestra América:

PRIMERO: Realización de las Asambleas Nacionales, entre los meses de enero y abril de 2020 en cada uno de los países que componen la Articulación de ALBA Movimientos. Convocamos a identificar, sumar diversidad de organizaciones y construir un amplio proceso de unidad con todos los movimientos y organizaciones sociales que luchan por el derecho de vivir en paz, con soberanía, integración continental y justicia social, de género, ambiental y cultural, que estén en disposición de abrazar nuestro Proyecto Político: Bases para la unidad en lucha de Nuestra América.

SEGUNDO: Reunión de la Coordinación Política en el mes Marzo de 2020.

TERCERO: Jornada Internacional de Lucha Antimperialista del 25 al 30 de Mayo.

CUARTO: Realización de la Tercera Asamblea Continental de ALBA Movimientos la primera semana de Agosto de 2019 en Bolivia.

Vamos a Bolivia a defender nuestro compromiso con la Unidad, la soberanía de nuestros pueblos, la legitimidad de nuestras luchas, y consensuar acciones para articularnos en el marco de los tres frentes de batalla para la lucha continental propuestos por nuestro camarada y líder de la Revolución Bolivariana Nicolás Maduro Moros en su reciente discurso en La Habana: Frente ALBA-TCP, el Frente de los gobiernos progresistas, y el Frente de Movimientos Populares –contra gobiernos neoliberales-. Consideramos que son guía estratégica para el actual momento político y el inicio de una nueva oleada revolucionaria.

Construyamos camino conjunto para hundir al neoliberalismo, golpear al capitalismo, al imperialismo, al patriarcado, y todos los males que representan para nuestros pueblos. Vamos con el mandato de consolidar unidad en la acción concreta y en la diversidad de las luchas populares en Nuestra América pero con un horizonte común, y que fue el lema fundacional de nuestra Articulación: “La unidad de Nuestra América, está en nuestro horizonte y es nuestro camino”.

#EsLaHoraDeLosPueblos #VamosNuestraAmérica

Con Chávez y Fidel decimos: ¡Unidad, Lucha, Batalla y Victoria!
¡Berta Vive! ¡La Lucha sigue!

6ta Reunión de Coordinación Continental
Articulación Continental de Movimientos Sociales hacia el Alba.
La Habana, Cuba, territorio libre de América, 5 de noviembre de 2019.

Deja un comentario