Compromiso con la vida y los sueños

Comparte

Sin embargo, su linaje hace de este ser con nombre de cantor romántico, un historiador austero. Es su naturaleza cubana, su sentir como hombre de esta tierra, lo que lo inspira a investigar y a hallar en el empeño arduo la calidad de cuanto asunto toma en sus manos para convertirlo en material de obligatorias referencias.

Un profundo amor por Cuba tiene que ser el móvil de haber conseguido con su trabajo investigativo “analizar el país que es Cuba y cómo debiera ser”. ¿Qué significa para usted ser cubano?

“Participar en una colectividad muy específica y una sensibilidad muy particular, distinguibles de cualquier otra en el mundo, e identificarme con una historia, una sociedad y un proyecto que bregan sin descanso desde hace casi siglo y medio por la libertad, la justicia, la soberanía y un futuro de todos y para todos”.

“Me inicié en política como reacción contra la dictadura y contra la pobreza terrible que había a mi alrededor. Por ambas razones tenía que ir más lejos, en busca de una revolución profunda de liberación nacional y justicia social. Después me enteré que esto era igual a ser socialista.”

Un desconcierto que no puede esconder detrás de las palabras experimenta este intelectual al contemplar en el estudio y en la investigación los itinerarios por los que Cuba ha ido avanzando desde que decidió cambiar su destino hace ya más de diez lustros.

“Ante todo, admiración. El pueblo de esta Isla ha vencido varias veces los imposibles, se sacrificó en masa por la libertad, compuso una nación con los elementos más discordes, ha hecho la más profunda y ambiciosa revolución de liberación, se enfrenta al mayor enemigo de la humanidad, ha ido más lejos que ninguno en el internacionalismo. Y cuando parece que va a cejar y desistir, es capaz de sorprender a todos y continúa luchando.”

La modestia es también una sensible cualidad de este científico social. A medias acepta que junto a su palabra suave y firme se percibe un gran poder de convocatoria. ¿Cómo lo consigue?

“Si resulta ser así, no es por proponérmelo. Lo cierto es que tengo algunas convicciones profundas y me guío por ideales, y al mismo tiempo someto al mundo en que vivo y al proyecto que amo a la crítica, rigurosa cada vez que es necesario, precisamente porque ellos son el presente y el futuro al que les entregamos, mis interlocutores y yo, la vida y los sueños.”

Para Martínez Heredia es posible hallar poesía en la labor investigativa: “La poesía es un regalo mayor que reside en la palabra y está al alcance de todos, en una gama que va de las flores que arranca y ofrece la gente del pueblo hasta las obras maestras. El historiador, como ser humano que es, goza y consume la poesía, o se aventura a hacerla”.

¿Qué punto alcanza Martí en sus investigaciones? ¿Cuánto le debe con respecto a su carrera?

“Martí es un pensador social colosal. Ha alimentado mis puntos de partida intelectuales, mis temas, hipótesis e intuiciones, desde que era muy joven hasta hoy. Vuelvo siempre sobre su obra, y siempre aprendo o encuentro pistas.”

Como una “gigantesca fábrica de material para sueños” ha considerado a la Revolución cubana Martínez Heredia, quien tuvo entre sus primeros deseos a raíz de su triunfo poner una biblioteca en su pueblo natal. De ahí bien puede inferirse el amor que siente por los libros. ¿La Feria es un sueño hecho realidad? ¿Cómo siente el homenaje que le hacen los libros un hombre para quien ese objeto resulta esencial?

“Siempre he sentido placer, a veces muy grande, en las librerías; he pasado bastante tiempo en ellas. Las Ferias cubanas del Libro son otra cosa, unas fiestas culturales populares en las que los libros y las personas son protagonistas y se alimentan mutuamente. Nunca las he sentido como un gran mercado.

“Que me dediquen la Feria me es muy difícil de comprender, es casi como que me tengan por mérito respirar.”

por: MADELEINE SAUTIÉ RODRÍGUEZ

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>