“Libélulas en vuelo se empeñan en tejer una red”

Comparte
Caminos

El día se inauguró con una mística de bienvenida, donde recreamos el sentido de la patria, la identidad matancera y el compromiso con nuestro pueblo. Abrió en vivo un caracol con su incomparable sonido, simbolizando “el llamado aborigen” de nuestros ancestros. Y al toque de los tambores, una niña libélula revoloteó entre todo el grupo hasta la loma del pan o La India Dormida. Allí, se dieron sus manos libélula (representando nuestra red territorial) e india (nuestra Matanzas) y danzaron alegres, inspiradas, verdes … hasta desaparecer delicadamente para darle la entrada a la melodía La Bella Cubana, bailada por el grupo Danza Espiral, orgullo de nuestra ciudad.

Tres largas telas de los colores blanco, azul y rojo nos acompañaron, nos acompasaron, tocaron en manos de las bailarinas, a las personas que comenzaron este movimiento de educación popular en Matanzas. Se prestigió así al Centro Kairós, al barrio La Marina, a jóvenes que hoy se inspiran y trabajan con nuestra concepción.

Y rememorando a nuestro poeta matancero Bonifacio Byrne escuchamos de pronto una pregunta: ¿Dónde esta mi bandera cubana. la bandera más bella que existe?, que fue respondida con un todos de pie cantando nuestro Himno al ver desplegarse la insignia nacional. Cerró este momento una interrogante: ¿Qué podemos hacer para participar en los destinos políticos del jardín todo que es el mundo que cohabitamos?

El segundo momento fue para la integración e identidad de nuestra red territorial. Dedicamos una hora a “sentipensar” en la red que estamos siendo, en qué significados tiene para nosotr@s, en qué aportes desde lo individual, grupal y local podemos hacerle y que esperamos de ella a la vez. Para esto trabajamos con el logo de la red nacional como símbolo de nuestra concepción de vida, e invitamos a que las respuestas a estas interrogantes, fueran explicitadas verbalmente, pero también a través de objetos – símbolos – identitarios elaborados desde esas pertenencias más individuales o grupales.

Fue muy elocuente, emocionante y gratificador ver como tod@s fueron colgando sus creaciones al logo, matizándolo, incorporándole nuestras formas de identidad, nuestro sentir, nuestros sueños, abogando constantemente por la unidad en la diversidad, sin perder el principio de lo inacabable y el carácter de proceso emancipador de nuestro trabajo en red, la fuente de amor, pasión y energía que es la red, el valor del trabajo que defiende, el crecimiento humano que desata y cuida, y la importancia de su impacto social. Legitimamos así nuestra red territorial, con el atributo de la libélula negra y verde como identificación colectiva, inclusiva y atenta a siempre estar en vuelo y abierta a las otras diversas formas de identificación que en el camino de nuestra educación popular vayamos construyendo.

Posteriormente pasamos a hacer una mirada autocrítica a la red que estamos siendo, a través de reflexiones en subgrupos que se volvieron dramatizaciones, coreografías y textos concretos. Hicimos consciente cuanto tenemos que trabajar para la integración y la articulación. Además definimos los aportes al contexto matancero actual, resaltando nuestros espacios de formación y en metodología de investigación acción participativa, en trabajo comunitario, en coordinación de grupos, y la transformación individual y social que estas van desatando, se gana en cultura de participación, en posibilidades y creación de capacidades para la autogestión, la negociación y la articulación de actores. Otro aporte es la mantención de la atención a zonas urbanas como La Marina y la apertura hacia zonas rurales, y el apoyo que comenzamos a damos unas a otras. Igualmente la estrategia de comunicación y articulación lograda.

Como desafíos tenemos: comunicar e informar sobre la red, sensibilizar a actores de gobierno y comunitarios, y apoyarlos en su gestión, continuar rompiendo esquemas de trabajo hacia un pensamiento emancipador, donde los valores colectivos y humanos florezcan, y respetemos las diversas formas der ser. Insistir en la transcendencia de la EP para nuestros barrios y comunidades, y para nuestras escuelas y centros de educación.

En otro ejercicio a través de fotos de las actividades más importantes y sentidas del año, descubrimos que tenemos cinco hilos que nos relacionan y serán trabajados próximamente para continuar tejiéndonos como red: la formación política en Educación Popular, lo artístico – cultural – tradicional, la comunicación y articulación de actores, lo socio – medio ambiental y el trabajo con diferentes grupos sociales y etáreos. Confirmamos así nuestra razón de ser: Contribuir a la innovación en la participación social con vistas al desarrollo local y comunitario del municipio y/o la provincia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>