Pastores por la Paz recalca solidaridad con Cuba pese a restricciones

Tomado de Prensa Latina

La labor solidaria de Pastores por la Paz se mantendrá a pesar del aumento de las restricciones de viajes a Cuba y de la política hostil que sostiene hoy contra la isla el Gobierno estadounidense.

Así expresó la directora ejecutiva de la Fundación Interreligiosa para la Organización Comunitaria-Pastores por la Paz, Gail Walker, hija del reverendo Lucius Walker, quien fue el principal promotor de ese proyecto.

Cuba no está sola y la mayor parte de los ciudadanos de Estados Unidos saben que la política de Washington hacia la isla no tiene sentido y se oponen a ella, dijo la víspera en un acto de solidaridad con la mayor de las Antillas.

Nuestra labor de solidaridad con Cuba es más importante ahora que nunca, Trump quiere acabar con los vínculos entre ambos pueblos, pero Pastores por la Paz continuará su trabajo y seguirá presionando por el fin del bloqueo norteamericano, recalcó.

Cuba es un ejemplo de que se puede construir una sociedad más justa y por eso es tan importante que los estadounidenses puedan ver la realidad de esa nación caribeña, indicó Walker.

A juicio de la activista, las diferentes licencias de viajes impuestas por la Casa Blanca a los ciudadanos de Estados Unidos resultan un mecanismo para ‘controlar lo que hacemos, a dónde vamos (…) por eso viajaremos sin esos permisos, el amor es nuestra única licencia’, expresó.

De esa forma lo hemos hecho desde 1992, recordó, como una labor de amor hacia nuestros amigos en Cuba y comprometidos con la causa de poner fin al bloqueo norteamericano.

Por su parte, el coordinador del programa Pastores por la Paz, John Waller, destacó cómo el Gobierno estadounidense está obsesionado con Cuba porque ‘la isla es un ejemplo’.

Ese país garantiza salud y educación gratuita y es muy seguro, nadie allí tiene que preocuparse porque alguien entre a una escuela y dispare contra los niños, subrayó.

Waller también habló de las recientes restricciones de viaje que afectan tanto al pueblo de Cuba como al de Estados Unidos

Trump dijo: ‘No pueden ir a Cuba’ y nuestra respuesta es iremos a Cuba, sin importar licencias y otras limitaciones. Incluso, detalló, en viajes anteriores algunos hemos sido multados tras regresar de la isla.

Además de llevar ayuda humanitaria a Cuba, las caravanas de Pastores por la Paz, bajo la guía del fallecido reverendo Lucius Walker, surgieron con el objetivo de hacer frente al bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos que se ha mantenido durante casi 60 años.

EEUU contra Cuba ¿Qué cambia y que no en las nuevas regulaciones?

Tomado de Cubahora

Sobre las nuevas regulaciones de viajes anunciadas por #EstadosUnidos, muy resumido aquí les comparto lo que se modifica y lo que no. Estas medidas o cambios en las regulaciones del bloqueo sobre viajes se corresponden con el anuncio del asesor de inseguridad nacional John Bolton el pasado 17 de abril en Miami cuando prometió restringir los viajes no familiares y aquello que el llamó el turismo encubierto. Pocas semanas después los Departamentos del Tesoro y Comercio ajustaron sus regulaciones que ya eran bastante restringidas para adaptarse a lo prometido por Bolton para afectar a millones y complacer a unos pocos. En resumen:

Se acabaron de un día para otro los viajes de cruceros, sigue prohibido el turismo de los estadounidenses a Cuba, pero continuarán los viajes en vuelos directos comerciales bajo las 12 licencias generales que permanecen en vigor.

1- Se elimina la sub categoría de viajes en grupo “pueblo a pueblo” que se utilizaba para varios tipos de intercambio ( en noviembre de 2017 ya habían eliminado el “people to people” individual ) Esta modalidad de grupos era la principal sombrilla que amparaba los viajes a Cuba y por la cual nos visitaban la mayoría de los estadounidenses sobre todo en los cruceros. La medida tambien afecta los viajes pueblo a pueblo en grupos que venían por avión pero los vuelos se mantienen. Esa categoría “pueblo a pueblo” fue inventada en Estados Unidos hace años para promover más contactos con el pueblo cubano y para que el pueblo cubano “conociera” al pueblo estadounidense. Tenía restricciones del Dpto del Tesoro de Estados Unidos vinculadas principalmente a la exigencia de un programa que ocupara el tiempo completo de los grupos con programas que no tuvieran actividades de diversion, recreación que puedan considerarse turismo. El turismo está prohibido por la ley estadounidense hacia Cuba. En realidad, la idea era que los estadounidenses pudieran mostrar a los cubanos las bondades de su sistema etccc. Al mismo tiempo daba la oportunidad de que los estadounidenses pudieran conocer Cuba con sus propios ojos, más allá de la propaganda anticubana y los estereotipos demonizados a ella asociada. Siempre la categoría tuvo esos requisitos para cumplir con la política de Estados Unidos hacia Cuba y a prohibiciones absurdas (nada de playa por ejemplo)

Cuba aceptó el reto y recibió con hospitalidad millones de visitantes bajo esa categoría y aumentó el intercambio en diversas áreas y de acuerdo a los ciclos variables de los políticos de turno que autorizaban más o menos vuelos, más o menos viajeros hasta que el presidente Obama convirtió en licencias generales las que antes eran específicas y ya no hubo que pedir permiso para venir a Cuba sino acogerse a esas categorías y cumplir las restricciones. Entonces,…..Ahora que nos estábamos conociendo más, y que muchos estounidenses descubrieron que no somos el país que les contaron, de pronto llega Trump y su equipo anticubano de asesores que ya no quieren que los cubanos viajemos a Estados Unidos y que los estadounidenses viajen a Cuba. ?Entonces quien tiene algo que esconder?

2- La regulaciones establecen una nueva prohibición general para viajes de barcos a Cuba incluyendo los cruceros, los yates y también los vuelos ejecutivos privados. (no quieren mas personalidades, ni artistas viajando a Cuba) Nuevamente, esto no solo afectará económicamente al pueblo cubano, y a los derechos de los estadounidenses , que por decenas de miles viajaron en 2018 en los cruceros, sino a viajeros extranjeros que abordaban en Miami cruceros de empresas estadounidenses o de otros países que viajan a Cuba. Recuerden que la Ley Torrricelli y despues la propia Helms Burton que codifica el bloqueo, establecen 180 dias de castigo sin tocar puerto estadounidenes para cualquier buque DEl MUNDO que toque puertos cubanos. (eso se llama extraterritorialidad, abuso, falta de ética y violación del derecho internacional)

3- Se mantienen operando los vuelos directos comerciales y regulares de Estados Unidos hacia Cuba que suman alrededor de 100 por semana. Eso quiere decir que no tienen que venir los estadounidenses por un tercer país para viajar a Cuba y que aún lo pueden hacer sin pedir permiso siempre que no declaren que vinen para hacer turismo o irse a las playas.

Esto por supuesto también puede cambiar de un día para otro si mañana les vuelve a salir mal otro golpe de estado en Venezuela, si Bolton tiene otra perreta y anuncia que, enviamos más tropas invisibles, o que tenemos armas de destruccion masiva en Cuba como las que inventaron para Iraq y las que el propio Bolton inventó Cuba tenía en 2002. Tampoco debe olvidarse la extravagancia que acompaña el escenario electoral que ya está en marcha y la importancia de la Florida en ese contexto. (aporta muchos votos electorales por su creciente población) Nadie debe olvidar que las ambiciones y aspiraciones de este equipo siniestro que conduce la política hacia Cuba es ilimitado en su alcance para hacer daño pues verdaderamente desean la ruptura de las relaciones y nuevos escenarios de deterioro y confrontación y lamentablemente hoy están en la Casa Blanca y otras estructuras como el Dpto de Estado y el Congreso.

3-Por lo pronto, los estadounidenses que aún desean viajar a Cuba lo podrán hacer legalmente, vía vuelos comerciales directos y sin necesidad de pedir ningún permiso, deberán marcar una cruz al reservar su viaje en alguna de las 12 licencias generales por las cuales los estadounidenses pueden viajar a Cuba que incluyen: visitas familiares, trabajo oficial del gbno de Estados Unidos, o funcionarios gobiernos extranjeros, organizaciones intergubernamentales, actividad de periodismo, investigación profesional o reuniones profesionales, actividades o intercambios educacionales, actividades religiosas, actuaciones o presentaciones públicas, seminarios, conferenecias, competencias, exhibiciones, apoyo al pueblo de Cuba, proyectos humanitarios, actividad de fundaciones privadas, de investigacion o de institutos educacionales, exportación , importación o transmisión de información y algunas transacciones de exportaciones autorizadas.

Por otra parte:

4-Se enmendaron también las regulaciones del Dpto de Comercio y el Tesoro con otras restricciones vinculadas a las transacciones financieras relacionadas con los viajes aún autorizados. En todos los casos se establece que no se puede hacer pagos a la lista arbitraria y ridícula inventada por el Dpto de Estado de entidades cubanas castigadas.

5. por ultimo una nota simpática, en las más de 40 páginas donde se actualizan las regulaciones absurdas sobre los viajes a Cuba me llama mucho la atención aquella que especifica en cada párrafo que “ el programa de actividades no debe incluir tiempo libre, ni exceso de recreación y que debe ser un programa de trabajo full time” jejejej

eso lo tienen todos los párrafos en todas las categorías autorizadas a viajar, lo mismo si vienen a algo educacional, religioso o deportivo nada de tiempo libre o de diversión…..

6. Entre ayer y hoy se acumula una avalancha de expresiones de rechazo en los #EstadosUnidos a las absurdas y crueles medidas para limitar los viajes de estadounidenses a #Cuba las cuales se suman al rechazo internacional de la Ley Helms-Burton. Mas de 20 congresistas, organizaciones empresariales, ONGS, religiosas, políticas, de emigrantes cubanos, académicas y de viajes han emitido declaraciones. Por ejemplo, algo novedoso es que solo en la delegación congresional de la Florida ya van 4 los congresistas que han publicado sus críticas bastante fuertes a la medida insistiendo en que perjudican a muchos y favorecen a unos pocos. La Florida perderá importantes ingresos que reportaban además las operaciones de cruceros cuyo puerto madre es precisamente Miami. El senador PAtrick Leahy, además de criticar la medida anunció que presentará en breve una ley para eliminar la prohibición de viajes a Cuba. Eso no quiere decir que se pueda aprobar fácil pero estas medidas podrían abrir los ojos a unos cuantos. Los viajes familiares se mantienen autorizados pues los que inventaron estos castigos diabólicos ya saben cuánto le costó a los republicanos las malas propuestas del ex presidente Bush de cortar también los viajes familiares. HAbrá que ver si los estadounidenses comprenden y le preguntan a MArco Rubio por qué aboga para impidir a los estadounidenses viajar liberemente al país vecino que es Cuba si ni siquiera han podido impedir que lo hagan los propios cubanos de su base electoral que residen en Estados Unidos.

El gobierno de Estados Unidos y no Cuba le teme a los viajes, intercambios, relaciones profesionales y familiares entre nuestros pueblos. Actúa irresponsablemente cada día contra la cooperación bilateral alcanzada en décadas en temas de interés nacional que hoy protege y beneficia a ambos países.

Detrás de la permanente secuencia de fantasías, calumnias y nostalgia por la #GuerraFría del mentiroso patológico de John Bolton está la maliciosa intención de crear nuevas tensiones capaces de provocar una confrontación o ruptura de las relaciones e imponer una política de máxima presión a #Cuba para tratar de imponer gobierno de su agrado que responda a los intereses más reaccionarios de Estados Unidos. Esta política de aumentar la hostilidad y la presión económica con propósitos y acciones siniestras fracasó antes y volverá a fracasar ahora.

¿Pueden los estadounidenses visitar Cuba?

Por The Associated Press / AP

Los cruceros que viajaban a Cuba hasta hace unos días ofrecían una opción sencilla para realizar viajes legales a través de los 144 kilómetros (90 millas) de mar que separan a ambas naciones, pero al parecer eso se ha terminado por ahora con la entrada en vigencia el miércoles de la prohibición federal.

Las principales líneas de crucero han reconfigurado sus itinerarios y sus escalas en Cuba fueron cambiadas por otros destinos en el Caribe, para desencanto de miles de pasajeros.

A continuación algunas respuestas a preguntas ordinarias sobre las complicaciones de viajar de Estados Unidos a Cuba:

¿Por qué Estados Unidos adoptó esta medida?

El gobierno de Trump dice que desea cortar el flujo de dólares al gobierno de Cuba para obligarlo a que suspenda su apoyo al presidente Nicolás Maduro, de Venezuela. Cuba afirma que Trump quiere reducir la exposición de los estadounidenses al país porque cuando regresan invariablemente se oponen al embargo estadounidense contra la isla que está vigente desde hace 60 años.

¿Existen otras maneras de viajar a Cuba?

Las principales aerolíneas, como American Airlines, JetBlue y Delta, continúan cubriendo un itinerario completo de vuelos relativamente asequibles a La Habana y otras ciudades cubanas. La mayoría parte de Miami y Fort Lauderdale, pero hay vuelos diarios desde otras ciudades estadounidenses.

En cuanto a Cuba, los visitantes estadounidenses son bienvenidos como turistas y el país intenta facilitar su llegada. Las visas de turista están disponibles para compra inmediata si ya se cuenta con boleto de avión o cuando el pasajero se registra para un vuelo a Cuba. La visa cuesta alrededor de 50 dólares. Cuba se mantiene quizá como el país más seguro en el hemisferio occidental para los turistas extranjeros porque prácticamente no se conocen casos de que hayan sido víctimas de delitos violentos. Incluso el robo simple es inusual.

¿Qué dice la ley?

La ley de Estados Unidos prohíbe a sus ciudadanos viajar a Cuba, salvo en 11 casos específicos: visitas familiares; negocios de gobierno; actividad periodística; investigación y reuniones profesionales; actividades educativas; actividades religiosas; presentaciones artísticas y exhibiciones; apoyo al pueblo cubano; proyectos humanitarios; actividades de fundaciones privadas; e importaciones y exportaciones.

Los viajeros deben elegir una de esas categorías de un menú que les es presentado cuando compran su boleto con una aerolínea.

Antes de los cambios más recientes de Trump, muchos estadounidenses venían en grupos cuyo propósito era la interacción de «persona a persona» con cubanos ordinarios. Esa categoría, con requisitos relativamente fáciles de cumplir con un viaje normal, fue eliminada.

¿Qué dicen otros republicanos?

Los defensores de los cambios de Trump, como el senador por Florida Marco Rubio, afirman que los estadounidenses deberían viajar ahora a Cuba en la categoría de apoyo al pueblo cubano.

El gobierno estadounidense define lo anterior como apoyo a las actividades de organizaciones de derechos humanos y otros grupos que fomentan la democracia y la «actividad independiente dirigida al fortalecimiento de la sociedad civil en Cuba».

Hay decenas, sino no es que cientos, de actividades relacionadas con los viajes que a la vista podrían considerarse como dentro de esa definición. Las compañías de viaje de Cuba comenzaron el miércoles a reorganizar recorridos para hacer que se ajusten al criterio de «apoyo al pueblo cubano», fomentando actividades como paseos culinarios, enrollado de puros y buceo.

¿Pueden los estadounidenses ser castigados por viajar a Cuba?

La legalidad de los viajes de Estados Unidos a Cuba ha funcionado durante años sobre un sistema de honor. La supervisión fue prácticamente nula durante la presidencia de Barack Obama y no hay casos registrados de que se haya investigado el itinerario de algún viajero desde que Donald Trump asumió la presidencia.

Eso podría cambiar en cualquier momento. De acuerdo a las normativas estadounidenses, los viajeros deben conservar registros de su viaje a Cuba, un diario de sus actividades por ejemplo, durante al menos cinco años.

Otro aspecto que complica los viajes a Cuba es un requisito de Washington de que los estadounidenses eviten una lista de establecimientos administrados por agencias del gobierno vinculadas al ejército y los servicios de inteligencia. Cerciorarse del cumplimiento de este punto es prácticamente imposible en muchos casos.

INCLUSIÓN SOCIAL: LA TRASCENDENCIA DE LO COMÚN

Mario Flores Lara. Psicólogo Comunitario

Los siete mil millones de seres humanos que respiramos en esta burbuja azul que flota en el universo nos parecemos en pocas cosas. Una similitud cardinal de nuestra especie es que somos Diferentes.
La Diferencia constituye y enriquece la Diversidad, y esta conforma el patrimonio cultural de las sociedades que habitamos. Pero sobre todo, la Diversidad es y será la arcilla fundamental de los proyectos colectivos que aspiran al respeto de la dignidad humana y al bienestar de todxs.
La negación de la Diversidad es un síntoma Colonial, que se fue gestando en la instauración del absolutismo de un proceso civilizatorio de sanguinaria evangelización iniciado en el siglo XV, y que focalizó en tierras de Nuestra América uno de los epicentros subjetivos de la Conquista: la Invisibilidad del Otro.
Y la denominación “Invisibilidad” puede tener un sabor a eufemismo en territorios antillanos, donde los pueblos originarios fueron sometidos a brutal exterminio.
Y también por ahí se van trazando los desafíos para ponderar Lo Común, para potenciar los Proyectos Sociales, para fortalecer los Horizontes Comunitarios; todo ello como antídotos a insuficiencias individualistas, egocéntricas y excluyentes. Los desafíos de Descolonizarnos, de mirarnos con ojos propios, de valorar nuestras raíces, de iluminar las utopías.
Mirar – Escuchar – Valorar la presencia de lxs Otrxs requiere ser un ejercicio de pensamiento crítico permanente, para trascender paradigmas societales sustentados en el Yo y para seguir consolidando una cultura del Nosotrxs.
Un Nosotros donde todxs nos sintamos convocados a fluir en nuestras similitudes y a convivir en nuestras diferencias. Un Nosotras que contemple el diálogo como mecanismo, la voluntad como condición, la multiplicidad como identidad. Un Nosotros que se nutra de corazones nobles, de consciencias humanistas, de sentipensares generosos. Un Nosotras sustentado en el Bien Común y que expanda los Sentidos Comunitarios.

Acompañar: Un servicio a la Patria.

Jesús Figueredo

“… mientras haya obra que hacer; un hombre entero no tiene derecho a reposar. Preste cada hombre sin que nadie lo regañe el servicio que lleve en sí.”
José Martí.

Proponernos estar, ir junto con otro u otra, siempre debe contener en sí el deseo de servir, de ser útil a alguien o a algo. Pues como nos dice Eduardo Galeano en uno de los relatos de su libro Espejo “de deseos somos”.
Hay mal llamados “acompañamientos” que están acotados solo al deseo de recompensa individual de la persona acompañante. Generalmente esos terminan al comenzar y abandonan el camino mutuo.
A nosotros y nosotras, cristianos, cristianas, educadores y educadoras populares comprometidos con los valores emancipatorios del Reino de Dios y con los mejores valores del socialismo, una misión nos une: acompañar solidaria y proféticamente al pueblo de Cuba y sus iglesias. Asumiendo lo profético no como adivinación del futuro sino como condición del presente, dar testimonio práctico en el hoy del mañana que queremos para todos y todas, vivir por adelantado, junto con otros y otras , esos valores del Reino de Dios y del socialismo que defendemos, crecer el presente para acercar el futuro.
Acompañar nos nace del deseo de servir a nuestro país hoy, y que ese servicio se convierta en gratificación colectiva, coherente con el legado de libertad, dignidad, soberanía, justicia, solidaridad y comunión de la obra revolucionaria de nuestra cuna y de otras partes del mundo.
En este sentido acompañar para nosotros y nosotras es continuidad de relación, compromiso e intercambio, inclusión y multiplicación.
Así lo refrendamos integrantes de la red ecuménica “Fe por Cuba”, la Red de Educadores y Educadoras Populares y del Centro Memorial Dr. Martín Luther King Jr., reunidos recientemente en esta sede, en uno de los tantos encuentros en el camino de la familia que somos.
Esta vez, los abrazos y las sonrisas acompañaron la necesidad de profundizar y llevar a la práctica la concepción estratégica, ética, política y metodológica del acompañamiento educativo a la gestión de experiencias eclesiales y seculares relacionadas con diferentes ámbitos, áreas claves o salidas estratégicas prioritarias en la coyuntura actual del país, y devenidas del propio accionar de las redes: trabajo eclesial y movilización territorial ecuménica, trabajo comunitario, poder popular y economía popular y solidaria.
La definición genérica de acompañar pueblo e iglesias se nos concreta entonces en ese proceso de acompañamiento educativo, cuya esencia está en tres cimientos esenciales fuertemente interrelacionados: 1- la formación de valores emancipatorios que se materialicen en relaciones de poder solidarias, cooperativas, justas, horizontales; 2-la materialización de formas de participación organizada, crítica, consciente y comprometida con el proyecto social cubano; 3-la articulación y movilización de actores y actrices territoriales en torno a experiencias en las que, las diversidades de intereses y motivaciones individuales que somos encuentren fuentes de sentidos de vida colectivos.
Ayudar así, a conformar una fuerza ciudadana cada vez más numerosa que dispute los valores ecuménicos, emancipatorios y socialistas que compartimos, y esperance, desde el testimonio de su práctica transformadora, la posibilidad de un proyecto de vida desconectado del fundamentalismo, el conservadurismo eclesial y secular, y de la supuesta “despolitización” que encubre un posicionamiento ético-político funcional al patriarcado, al capitalismo y sus reciedumbres consumistas, individualistas, utilitaristas y mercantiles de vida.
Por ello, en este encuentro que llamamos seminario de profundización, enfatizamos que las experiencias que acompañamos, independientemente de la salida estratégica a la que tributen, parten del hacer desde y con la base comunitaria, allí donde hoy encontramos diversas fuentes de sentidos de vida, donde transcurren los intereses, deseos, motivaciones de optar por unas o por otras, donde se dan las desconexiones y conexiones sociales, los desafíos, retos, necesidades, logros, fracasos y decepciones de las gente, todos matizados por determinadas posturas éticas, estéticas y políticas ante la cotidianidad, condicionadas económicas y culturalmente.
Es esa realidad ideológica, económica, cultural, ecosistémica de vecinos y vecinas el punto de partida de la estrategia de enseñanza-aprendizaje mutuo que encarna la concepción metodológica de los procesos de acompañamiento a experiencias, y es el escenario donde debe materializarse, junto con las personas que lo producen y cohabitan, la transformación de condiciones y situaciones socioculturales, espirituales, materiales, ecológicas en función del mayor bienestar colectivo y el abrazo comprometido como fuerza popular, ecuménica y socialista.
Es ese, como nos indicara Martí, el servicio que llevamos en sí y que humildemente nos prestamos a dar sin temor a que se nos regañe, porque siendo fieles a otra de sus ideas, es necesario “Hacer de la política, no el arte de retener el gobierno, ni de dar a las naciones brillo pasajero, sino de estudiar sus necesidades reales, favorecer sus instintos, y tratar del aumento y amparo de sus haberes.”

Por una integración popular urgente: Encuentro antimperialista, de solidaridad, por la democracia y contra el neoliberalismo. Habana, 2019.

LLanisca Lugo

Entre los días 6 y 8 de mayo el CMMLK llegó a Uruguay representando al Capítulo Cubano de ALBA Movimientos para participar en la reunión de la Coordinación de la Jornada continental Por la Democracia y contra el Neoliberalismo.
En noviembre de 2015, organizaciones sociales, movimientos populares, redes y articulaciones regionales del continente, herederos y protagonistas de las luchas contra el imperialismo y los regímenes militares en América Latina y El Caribe, unidos en la lucha contra la agenda neocolonial de libre comercio, privatización, saqueo y pobreza representada en el derrotado proyecto del ALCA, celebramos en La Habana el Encuentro Hemisférico Derrota del ALCA, diez años después. Miembros de nuestras redes participaron en estos debates. Como resultado de ese Encuentro, reconstruimos como espacio de diálogo permanente, la Jornada Continental por la Democracia y contra el Neoliberalismo, donde compartimos con diversas redes y movimientos sociales, agendas de lucha con ejes en la defensa de la democracia, la soberanía y la integración de los pueblos, contra el libre comercio y las trasnacionales en la región. La dimensión feminista y de justicia ambiental son ejes transversales en el proceso impulsado por la Jornada.

Juntos y juntas hemos avanzado en estos años. Hemos convocado a movilizaciones en nuestros países, construimos documentos de carácter político pedagógico para la militancia de base de las organizaciones, desarrollamos el Encuentro Continental por la Democracia y contra el Neoliberalismo en Montevideo en 2017, donde también participaron representantes de la Red de Educadores y Educadoras Populares de Pinar del Río y El Salvador (Guantánamo) y de la Red ecuménica en Taguasco.

Este 6 de mayo se celebró la reunión de la coordinación de La Jornada para pensar el próximo Encuentro Antimperialista, de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo que celebraremos en La Habana del 1 al 3 de noviembre de 2019. Contó con la presencia de 25 participantes de 8 países representando las luchas de 13 organizaciones y redes regionales que están comprometidas con el proceso de la Jornada, que ratifican que en La Habana debemos lograr un acuerdo que nos permita caminar juntos en un frente común de resistencia popular.
En el llamado al Encuentro se denuncia la escalada en la restauración neoliberal conservadora en el continente, caracterizada por la amenaza de guerra al territorio de paz que ha sido la región, el saqueo de los bienes comunes, la explotación y precarización del trabajo, el endeudamiento profundo, la sujeción al capital trasnacional y la dependencia del sistema financiero internacional, las crisis ambiental y alimentaria, el fundamentalismo religioso, el quiebre y la destrucción de la democracia formal, la militarización, criminalización y judicialización de la política, la guerra mediática, el uso de los carteles de droga como mecanismos de contrainsurgencia, la trata de personas y las nuevas formas de esclavitud, los ataques a procesos progresistas y de orientación popular, los discursos y hechos de odio; el racismo, la misoginia, la violencia patriarcal y los feminicidios, la xenofobia, la discriminación, la exclusión de los migrantes, el asesinato de líderes sociales, el total irrespeto a los derechos de los pueblos y la absoluta impunidad con que todos estos atropellos acontecen.

Ratificamos el consenso sobre el carácter antimperialista del encuentro e incorporamos la solidaridad internacionalista con todas las causas justas como un eje de lucha, destacando la importancia de asumir el internacionalismo como un principio y una práctica política cotidiana.
Para hacer frente a este escenario, se insistió en considerar los diversos acumulados de lucha, asumiendo como base común, el camino recorrido desde 2015 por la Jornada y continuar avanzando en el diálogo y debate en términos estratégicos con las fuerzas políticas, parlamentarios, pueblos originarios, movimiento negro, de migrantes, LGTBI, feministas, que debe enriquecer los consensos y ampliar la capacidad de movilización del proceso.
El encuentro en La Habana es un punto, un momento dentro de un proceso, resultando necesario desarrollar iniciativas dirigidas a la construcción de las bases de un acuerdo previo capaz de generar unidad en la acción a partir de noviembre.
Este año 2019 será un tiempo de priorizar los espacios de construcción colectiva y articulación a nivel regional, al mismo tiempo que fortalecemos el trabajo de base territorial de los movimientos sociales. Necesitamos construir juntos un Plan de Acción con claro posicionamiento político y enraizar el proceso de Jornada Continental en cada país.
La Habana tiene que ser un espacio de confianza y de paciencia política reconociendo la urgencia política en la que nos encontramos, de diálogo de saberes y de posiciones claras que hagan robustos los pasos del campo popular en el próximo tiempo. La familia en movimiento que somos el CMMLK y ambas redes, estaremos presentes contribuyendo con nuestra visión y nuestro compromiso a esta hora de la región.
También en los territorios de red, estaremos desarrollando acciones que pongan en el centro nuestros acumulados y debates alrededor de los ejes que estructuran el Encuentro, porque también los cubanos y cubanas y especialmente educadores/as populares y cristianos/as comprometidos/as en la fe revolucionaria tenemos que preguntarnos: ¿Cómo profundizar la democracia que vivimos?, ¿como apostamos a una integración popular desde abajo que nos articule en procesos de formación, comunicación, organización y reproducción de la vida?, ¿como defendemos las soberanías que hemos construido?, ¿cómo interpretamos el avance del capital trasnacional, sus rostros y modos de operar para enfrentarlo desde nuestro compromiso con un Socialismo sentido y pensado desde las prácticas? Cuba ofrece un espacio de encuentro para resistir y ampliar nuestras alternativas de lucha. Hagamos nuestro el llamado.

El proyecto de Jesús, miradas desde la inclusión a la familia de Betania.

Mailé Vázquez Avila

Hasta el día de hoy, cuando se piensa en la familia como institución de manera diacrónica, se le piensa como familia tradicional, y no se mira en su diversidad.1 Muchos siguen mirándola como el ideal donde deberían crecer las nuevas generaciones sin analizar los costos personales que al interior de ella se dan, al menos en aquellas aferradas al estilo patriarcal, donde prima la inequidad entre sus miembros.

“La familia tradicional no es una comunidad relacional de personas iguales. Es, más bien, un grupo jerarquizado, en el que funciona un reparto asimétrico de la autoridad: a favor de los padres en las relaciones paterno- filiales y a favor del marido en las relaciones entre los cónyuges. En la familia patriarcal ʻtodos los puestos están fijadosʼ sobre la base de las características adscritas a la edad, el sexo, al orden del nacimiento. En el vértice está el varón, padre y marido, que es el jefe de la familia así como el órgano de la tradición, el intérprete y el árbitro de las costumbres. Sus relaciones con la mujer y con los hijos, lo mismo que las relaciones entre los hermanos, están guiadas por el formalismo frío y respetuoso.”2

El centro de la familia judía era el “padre” 3. Es precisamente por el lugar que ocupa hacia el interior de esta, que se habla de “familia patriarcal”. Resulta un curioso detalle cultural, por ejemplo, que la paternidad- maternidad se sustentaba más en las necesidades económicas que en los afectos. La niñez, como la concebimos hoy, como sujetos de derechos, estaba muy lejos de ser una prioridad como grupo social.

Muchos tipos de familia atraviesan las páginas de la Biblia: las familias extensas y polígamas de los patriarcas Abraham, Issac y Jacob; la familia del rey David, marcada por la traición, las relaciones incestuosas entre hermanos y las luchas por el trono. La familia de dos mujeres viudas, Ruth y Noemí, que se prometen fidelidad; la viuda de Sarepta, como ejemplos de familias empobrecidas. Allí está también el sufrimiento del profeta Oseas, casado con una mujer que se dedica a la prostitución sagrada. En el Nuevo Testamento recordamos al padre compasivo y sus hijos, y la familia de Betania, por solo mencionar algunas.
Este breve recuento nos permite percibir que en la Biblia, como en la vida, las relaciones humanas están mediadas por conflictos, relaciones de poder; condicionamientos económicos que pueden hacer a unos más frágiles, y también por el amor, y la entrega generosa. Son los lentes con los que miramos los textos, y nuestras vivencias personales lo que nos hace preferir un modelo de familia frente a otro, pero este posicionamiento subjetivo no nos da derecho a excluir otras maneras de ser familia.
Uno de los elementos que llamaba la atención del ministerio itinerante de Jesús, es que estaba rodeado de mujeres. Ellas no solo ocupaban un lugar más entre la multitud, las de mayor poder adquisitivo le sustentaban económicamente, otras estaban cerca del maestro para servirle y recibir la instrucción que les era negada en la sinagoga 4. Las hermanas de Betania, Martha y María, pertenecen al grupo de seguidoras y amigas de Jesús. El relato de ( Lc10, 38-42 ) nos cuenta la manera en que ellas acojen a Jesús en su casa para cumplir el sagrado deber de la hospitalidad. Dice un proverbio oriental: “El huésped, mientras está en la casa es su Señor.”Y así de bien servido se sintió Jesús.
Quiero resaltar solo del texto algunos eventos que rompen con lo que estaba establecido socialmente y que son testimonio de la manera inclusiva que tiene Jesús de relacionarse con sus seguidores y seguidoras: los hombres y las mujeres no podían conversar, las mujeres no podían recibir a ningún hombre en casa sin la presencia de otro varón, las mujeres no podían aprender la ley y mucho menos sentarse a los pies de un maestro como lo hacían los discípulos por su condición de hombres.
Jesús supera todos esos condicionamientos sociales cuando elogia la actitud dedicada de María a la escucha. En su relación con las mujeres les coloca una nueva responsabilidad ética: escuchar, aprender, ser discípulas 5. Otro texto que es testigo de la inclusión de las mujeres como discípulas es Lc 11, 27-28, cuando una mujer elogia a quien le llevara en su vientre y él rectifica con un alto grado de subversión: “ Felices, pues, los que escuchan la Palabra de Dios y la observan.”

La práctica inclusiva de Jesús en este relato tiene como sostén la radicalidad de su pensamiento frente a una de las instituciones más importantes de su tiempo: la familia. En los relatos de los evangelios que cuentan el llamamiento de sus discípulos, coloca como primera condición la separación de la familia (Mt 4,18-22). También hay ejemplos donde los convocados colocan sus responsabilidades familiares por delante de la urgencia de afiliarse al movimiento de Jesús y este cuestiona tales prioridades. Ante el deber de dar sepultura a un padre de familia, sentencia: “Sígueme, deja que los muertos entierren a los muertos”(Mt 8, 22). A quien pretendía despedirse de la familia dijo: “El que echa mano al arado y sigue mirando atrás, no puede ser mi discípulo”(Lc 9, 62). Y coloca Jesús la parada todavía más alta: “ Si uno quiere ser de los míos y no me prefiere a su padre y a su madre, a su mujer y a sus hijos, a sus hermanos y hermanas, y hasta a sí mismo, no puede ser discípulo mío (Lc 14, 26 y 27).

Él mismo se coloca como ocasión de discordia entre los diferentes miembros de una familia (Lc.12, 51-53). Para José M. Castillo (p.20), esta mirada hipercrítica a la familia, es al modelo de familia patriarcal, que constituía una estructura opresiva que colocaba todos los poderes en la figura del Padre 6. Cuando Jesús instruye a sus discípulos en que no se llamen “padre” unos a otros (Mc 23, 9) aboga por relaciones horizontales y fraternas, donde no hay lugar para el sometimiento, y donde los “poderes terrenos” son desestimados, tal y como fue la práctica de su movimiento, sin que los lazos sanguíneos otorgaran lugares de honor que no fuesen construidos comunitariamente (Mt 23, 8).
La familia actual o posmoderna es un entramado mucho más complejo donde se han seguido reorganizando las funciones sociales de la familia nuclear, así como las relaciones intrafamiliares, y aunque en apariencia podría pensarse en una familia “descompuesta”, se trata de una familia “compuesta” de muchos modos y que intenta construir relaciones más justas, donde la sumisión deja de ser entendida como valor fundamental de la vida, para ser reemplazada por una buena dosis de libertad.
Para finalizar quiero hacer algunas invitaciones: a no quedarnos solo con las lecturas que da Pablo (Ef 5, 21-6,9: Col 3, 18-4,1) acerca de la familia y que reproducen una sociedad y una cultura patriarcal, sino buscar primeramente cuál fue la práctica de Jesús.
Que miremos una y otra vez (mirar con los ojos y el corazón) las relaciones de opresión y discriminación que se dan al interior de nuestras familias para no continuar alentando poderes hegemónicos y patriarcales que niegan otros saberes: los saberes de las mujeres, de los niños y niñas y de los ancianos.
Más importante que el modelo de familia en el cual una ha crecido o está construyendo es la espiritualidad de poder ver en el otro y la otra la imagen de Dios. Les comparto un fragmento citado por Ricardo Barbosa de Sousa en su libro Cuida tu corazón: Ensayos sobre Espiritualidad cristiana : “El día que el ser humano sea capaz de colocarse delante de una mujer, negra, pobre, vieja, prostituta, bisexual, portadora del VIH, y aun así consiga ver que hay en ella belleza y dignidad humana, y sea capaz de relacionarse con ella con afecto y ternura, significa que consiguió romper con los vicios creados por una sociedad consumista e impersonal”. El que tenga oídos para oír, oiga.

Notas al pie:
1 Existen diferentes clasificaciones de familia: familia nuclear, familia extendida, familia monoparental, familias homoparentales, familias unipersonales, familias reensambladas, etc. Vease Calviño:
2 Marciano Vidal, Para orientar la familia posmoderna, Estella, Verbo Divino, 2001, p. 161.
3 El término “Padre” era un título que se usaba en tiempos de Jesús para designar a los rabinos y a los miembros del Gran Consejo y significaba, además, transmisor de la tradición y modelo de vida.Vease Castillo, José M. y Juan A. Estrada: El proyecto de Jesús. Ediciones Sígueme, Salamanca, 1987, p. 21.
4 Las mujeres tenían prohibido el estudio de la ley, y se daba por argumento que podrían usarla mal. Lo curioso era que el desconocimiento de la ley no les eximía de culpa ante ella.
5 Navarro, Mercedes, Para comprender el cuerpo de la mujer; una perspectiva bíblica y ética.p. 171
6 Castillo, José M. y Juan A. Estrada: El proyecto de Jesús. Ediciones Sígueme, Salamanca, 1987, p.20.

MI INTERNACIONALISMO Y SOLIDARIDAD CON AMÉRICA LATINA.

Mireidy Ramirez Trimiño, Red EP El Salvador, Guantánamo. Cuba

Me cuesta un poco emitir criterios sobre algo que aún no he vivido, pues todavía no soy una militante internacionalista; pero precisamente compartir con personas de las dos redes que anima el CMMLK: la de Educadores y Educadoras Populares y la Red Ecuménica Fe por Cuba, hizo que se revolucionara mi yo interno respecto a mi espíritu solidario con América Latina.
Fue impresionante compartir con miembros de ambas redes en el taller de devolución de experiencias adquiridas en procesos de acompañamiento, formación y otros roles desempeñados en el continente por este grupo de amigos y amigas de Cuba que tienen, al igual que yo, un sentido de responsabilidad política con la Revolución, con el dolor de los otros y las otras presentes en el día a día.
Estas vivencias contadas con lágrimas en los ojos y el corazón abierto, marcaron pautas en mí, ocasionó rupturas en mis pensamientos, me enamoré de estas lecturas diversas y empecé a querer más a la América Latina a partir de las historias reales contadas.
El internacionalismo contado por Adonis en la Florestan Fernandes, por Adiel en la José Carlos Mariátegui en Argentina y por Magda en el acompañamiento en el Salvador, llenaron mis ojos de lágrimas y siendo sincera, viví esos momentos, sentí una nostalgia inmensa en mi corazón con sentimientos muy profundos por la solidaridad hacia América Latina, esa que practico desde mi cotidianidad por naturaleza y que se ha fortalecido con los aprendizajes del CMMLK, lo cual agradezco; y mi contribución a ello es el compromiso de fortalecer los valores que sustentan esta familia en movimiento que somos, que con solo esas vivencias hizo crecer mi internacionalismo desde dentro, desde mi contexto: la Red EP en el Salvador, Guayacán, en fin, Guantánamo que es mi motor, el que me impulsa a la solidaridad, a la esperanza, a poner los desafíos de la América con nuestra Cuba actual, con nuestra autoestima revolucionaria, con el proyecto cubano que ha sido y será mi lucha.

enREDad@s por la fe: Mayo para las madres

Un encuentro dedicado a todas las madres de Cuba y en especial a las de la Red Ecuménica, tuvo lugar en el patio de la galería Hurón Azul de Manicaragua.

En el espíritu de recordar, a través de la lectura del pasaje 1ra de Samuel 1:1, la dignificación que DIOS hiciera a Ana, madre de Samuel, transcurrió el espacio, que esta vez contó con la presencia de educadoras y educadores populares que también dedicaron parte de su arte a las madres, la celebración conjunta fue toda una fiesta para ellas.

Esta vez asistieron personas de 4 denominaciones: Luz del mundo, Buenas nuevas, Evangélica independiente e Iglesia católica, concentrándose un total de 25 participantes en el espacio.

En el encuentro también se rememoraron a las madres cubanas, insignias de nuestra historia como Mariana Grajales, la madre de los Maceo, de quien dijera Martí: “¿Qué habría en esa mujer, qué epopeya y misterio habría en esa humilde mujer, qué santidad y unción hubo en seno de madre, qué decoro y qué grandeza hubo en su sencilla vida que cuando se escribe de ella es como desde la raíz del alma, con suavidad de hijo y como de entrañable afecto?

Finalmente se agradeció a la Red Ecuménica que nos ha permitido encontrarnos para celebrar este heroísmo cotidiano de cada madre cristiana y comprometida con el proyecto social.

Cuba elabora nuevo Código de las Familias

Prensa Latina

La Habana, 14 may (Prensa Latina) Cuba trabaja hoy en la elaboración de un nuevo Código de las Familias, con el reto de incluir la diversidad de instituciones familiares y problemáticas del escenario social.

El Código, el cual deberá estar listo en dos años, estará a tono con la Constitución aprobada en diciembre por el Parlamento cubano y en febrero en referendo popular en el que participaron millones de personas.

Para Yamila González, vicepresidenta de la Unión de Juristas de Cuba, los desafíos son muchos, en tanto se trata de numerosas instituciones familiares a modificar, actualizar sus contenidos y hacerlos viables para que respondan a las necesidades y garanticen la solución de conflictos que se pueden generar en ese espacio.

El hecho de que nuestra Constitución proteja la diversidad familiar y que todos los tipos de familias sean igualmente válidos e importantes es algo fundamental, señaló la jurista.

Tiene que existir una coherencia entre el texto constitucional y los postulados que desarrollan el resto de las legislaciones en el ordenamiento jurídico, apuntó la especialista, según divulgó el diario Granma.

González insistió en no perder de vista que es en el entorno familiar donde se mantienen los estereotipos, de diversa índole, pero principalmente sexistas.

Por ello dijo es imprescindible realizar una fuerte labor de concientización con la población.

Se trata que las personas conozcan los contenidos en el nuevo código y entiendan que no se pueden limitar los derechos de las personas a partir de criterios estereotipados o prejuicios, los cuales conllevan a hechos de discriminación.