Tres meses de ignominia: tres meses de resistencia

Comparte

Dictadura = Represión y violencia
El Decreto Ejecutivo PCM-M-016-2009 que suspende las garantías constitucionales por 45 días no es más que un intento de dar soporte legal a las acciones de violencia y represión que han venido ejecutando miembros del Ejército y la Policía, en complicidad con el sistema judicial, para reprimir la resistencia popular en Honduras. En ejercicio de esa orden dictatorial ya han sido militarizados dos medios de comunicación: Canal 36 y Radio Globo.

Es una respuesta a la reacción del pueblo hondureño frente al regreso al país del Presidente Manuel Zelaya, alojado en la embajada de Brasil desde el 21 de septiembre. Al momento de elaborar esta declaración, se supo que la policía, sin ninguna orden judicial, allanó la casa del propietario de Radio Globo, Alejandro Villatoro, y lo capturó sin tener ninguna orden judicial. Las instalaciones del Stybis se encuentran fuertemente rodeadas por militares que pretenden impedir la salida del sepelio de Wendy Ávila hacia el cementerio Flor de Campo, donde serán sepultados los restos de esta joven asesinada por la represión del gobierno de facto.

La arrogancia de los golpistas también desafía a los gobiernos de otros países que se niegan a reconocer legitimidad del régimen impuesto a la fuerza el pasado 28 de junio. El régimen de hecho dio un plazo de diez días al gobierno de Brasil para que determine el estatus de la permanencia del Presidente Zelaya en su sede diplomática so pena de perder la inmunidad diplomática. Diferentes medios de comunicación y testigos han confirmado el corte de energía eléctrica y agua, así como la presencia de tóxicos en esa embajada y sus alrededores. El canciller argentino ha informado que otras embajadas han sido víctimas de ataques similares.

Los golpistas han anunciado que no recibirán a los embajadores de España, Argentina, México y Venezuela, que tenían previsto volver al país en los próximos días, después de que la OEA y la Unión Europea tomaran la decisión de hacer regresar a los jefes de misión que abandonaron Honduras tras el golpe de Estado. Además, comunicaron que los funcionarios de los países que optaron por mantener las relaciones a nivel de misiones concurrentes, como es el caso de España, tienen restringidos los privilegios propios de los agentes diplomáticos y deben retirar los distintivos y banderas que identificaban sus Estados en las Embajadas.

El domingo 27 de septiembre, el régimen de facto negó el ingreso al país de una comitiva de embajadores de la OEA que llegaban para allanar el camino del dialogo. El domingo, una delegación de observadores de Estados Unidos, Nicaragua, Guatemala y España, fue objeto represión, primero con la presencia de una patrulla de la policía y luego sintieron en el ambiente del interior del local gases químicos, que les causaron malestar a todos.

La comunidad internacional mantiene el rechazo

La comunidad internacional no acepta ni reconoce legitimidad a la dictadura. Por el contrario, rechaza sus actos de barbarie y represión, así estén disfrazados de legalidad detrás de un decreto. El gobierno de Brasil no acepta el ultimátum dado por el régimen de facto. La ONU no reconocerá los resultados del proceso electoral que está impulsando la dictadura ni dará ningún apoyo para su realización. El Consejo de Seguridad también expresó su rechazo a las agresiones de la dictadura contra la embajada de Brasil, así como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. El gobierno de Francia expresó preocupación por la suspensión de garantías en Honduras. El Gobierno español insiste en su respaldo al Presidente Manuel Zelaya.

Resistencia: dignidad y perseverancia.

El Frente Nacional de Resistencia convocó a una gran movilización llamada el día D, para el día 28 de septiembre, a tres meses del golpe de Estado. Se prevé que será reprimida con el único medio que mantiene al régimen de facto: la violencia.

Frente a la convocatoria a elecciones que ha hecho la dictadura, la Candidatura Independiente Popular a la Presidencia de la República con Carlos H. Reyes, como presidente, Bertha Cáceres, Maribel Hernández y Carlos Amaya como designados, en su comunicado No. 2 ha expresado que si se parte de reconocer que en Honduras ha habido un golpe de Estado, lo único que procede es reestablecer el Orden Constitucional reinstalando al Presidente Zelaya Rosales en su puesto; o, convocar a una constituyente que siente las bases para la refundación de la República, con representación mayoritaria de todos los Sectores Populares. “Un diálogo solamente para legitimar las elecciones sin volver al orden constitucional es una trampa.” Están consultando la decisión de retirar la candidatura del proceso electoral de no haber restitución del orden constitucional.

Solidaridad: la ternura de los pueblos
La Alianza Social continental reitera, como lo ha hecho desde el 28 de junio, su rechazo al golpe de Estado y a los crímenes cometidos por la dictadura.

Frente a la ignominia de este régimen, convocamos y urgimos la solidaridad de los pueblos del mundo y la reacción eficaz e inmediata de las instancias internacionales en procura de defender la democracia y los derechos humanos del pueblo de Honduras.


Secretaría Alianza Social Continental, Bogotá, septiembre 28 de 2009

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>