Inicio Revista Editorial Caminos Paulo Freire: el hombre que se reunía con Marx y con Cristo

Paulo Freire: el hombre que se reunía con Marx y con Cristo

Por Reynaldo García Blanco

Paulo Freire sigue siendo una deuda en nuestro país en muchos sentidos. Deuda editorial. Deuda académica. Deuda de un acercamiento más profundo por parte de educadores, decisores y público en general abocados a diferentes procesos de formación y acompañamiento.

Ha sido el Centro Memorial Martin Luther King Jr.  Y en lo particular la Editorial Caminos que nos ha permitido este acercamiento que ya suma más de un título y eventos para el hombre que nos enseñó que: «nadie educa a nadie»… « Así como nadie se educa así mismo en soledad, las personas se educan en una comunión mediada por el mundo. Una educación problematizadora debería promover el surgimiento de la conciencia de los oprimidos y su inserción crítica en la realidad»

De modo que esta Feria del Libro nos depara uno de sus más significativos títulos que podremos encontrar este año: El Educador. Un perfil de paulo Freire, de la autoría del brasileño Sergio Haddad, en traducción del portugués al español, de Esther Pérez.

Estamos en presencia de una biografía bien contada, con pizcas de humor, un mirar al hombre desde su misma humildad. Un mirar a una figura mítica de cuerpo entero, recorrer su pensamiento, sus ideales, sus amores, sus contradicciones. Y es que hay biografías que se leen como novelas y novelas que se leen como biografías. He aquí un claro ejemplo.

Ya desde una escueta nota de contracubierta que reafirmamos que sin lugar a dudas este es un libro de consultas para todos aquellos interesados en procesos educativos, de alfabetización y por supuesto para ahondar un poco más en la trayectoria de vida de ese gran educador y humanista que fue Paulo Freire.

Fue a propósito de su centenario de nacimiento (recordar que nace en Recife, Pernambuco, Brasil el Diecinueve (19) de septiembre de Mil novecientos veintiuno (1921)) y que fallece en Sao Paulo, el Dos (2) de mayo de Mil novecientos noventa y siete (1997) que muchos lectores en nuestro país comenzaron el redescubrir a Paulo Freire. Redescubrimiento impulsado en lo particular por el Centro Martín Luther King Jr. y la Red de Educadores Populares. Coloquios, eventos, publicaciones, Círculos de lecturas, jornadas, etc. Que han permitido entrar de lleno en su magisterio y pertinencia política.

Como en un mosaico que paso a paso construye una historia de vida nos encontramos con capítulos como: Nadie educa a nadie pasando por Reaprender el país hasta Mis reuniones con Marx nunca me indujeron a dejar de reunirme con Cristo.

Aquí está el hombre que jugaba ajedrez, resolvía crucigrama y el que de una primera lectura no pudo el clásico Grande sertãos vereda, de Guiamãraes Rosa y que en un acto  de humildad , respeto y deseo de aprender se dispuso a volver y reaprender desde esas luminosas páginas del Brasil profundo y plural.

Biografía singular en torno a la vida intensa, polémica y detonante de un hombre que apostó por la alfabetización de los más pobres y que siempre puso sus energías por un mundo mejor.

Tal vez para dilucidar en páginas por venir el por qué Paulo Freire solo realizó una visita a Cuba en 1987. ¿Tuvo información cercana de la alfabetización en Cuba? ¿Conoció la Cartilla del alfabetizador? ¿Qué evidencia quedan de su paso por Casa de las Américas en un evento de Educación Popular en la que no participaron cubanos? ¿Qué se comentaba de su quehacer en los pasillos de instituciones cubanas ligadas a la educación de adultos y a la educación en general, de su labor provocadora, polémica y revolucionaria?

Sea entonces esta invitación para entrar en la vida y obra del hombre que apostó desde la sencillez y la humildad por la grandeza de los que no sabían leer ni escribir. Paulo Freire: el hombre que se reunía con Marx y con Cristo.

 

RELATED ARTICLES

Declaración en defensa de la Revolución Bolivariana en el camino de la integración de los pueblos

Quien se levanta hoy con Venezuela, se levanta para todos los tiempos

¿De qué se trata el amor?

La base del amor cursi es la posesión, la propiedad sobre lo amado. Se trata de elegir el desafío de desaprender el amor cursi y descubrir ese amor ontológico que está en la condición humana.

El hermano de Marcos

Hoy, cuando lo vi tan quietecito, lloré, pero un poquito…porque ya soy grande. Le dije a mamá que no se preocupara, ahora yo soy el hombre de la casa, ya casi voy a cumplir nueve y seguro hay algún trabajito en la mina para mí. Yo no le tengo miedo a la oscuridad.

Deja un comentario

- Advertisment -
4,826FansMe gusta
2,021SeguidoresSeguir
107suscriptoresSuscribirte

Most Popular

Declaración en defensa de la Revolución Bolivariana en el camino de la integración de los pueblos

Quien se levanta hoy con Venezuela, se levanta para todos los tiempos

¿De qué se trata el amor?

La base del amor cursi es la posesión, la propiedad sobre lo amado. Se trata de elegir el desafío de desaprender el amor cursi y descubrir ese amor ontológico que está en la condición humana.

El hermano de Marcos

Hoy, cuando lo vi tan quietecito, lloré, pero un poquito…porque ya soy grande. Le dije a mamá que no se preocupara, ahora yo soy el hombre de la casa, ya casi voy a cumplir nueve y seguro hay algún trabajito en la mina para mí. Yo no le tengo miedo a la oscuridad.

Silvio causa amor

Un tipo que, sin alardes ni empeños, es una suerte de reserva moral de la revolución, en las muchas latitudes en que esta se manifiesta. Siempre él, con la palabra a pie de época y sus contradicciones. Su nueva canción es esperada permanentemente, para entender, para entregar, para avanzar, para suponer lo bueno posible, para encontrar la denuncia justa. Canción donde se aguarda la vitalidad de lo que pareciera derrotado: la libertad, el amor, la vida.
[searchandfilter fields="search,category,post_tag"]